MAPA DE 500 AÑOS DE ANTIGÜEDAD HACE PEDAZOS LA HISTORIA OFICIAL DE LA RAZA HUMANA

Mapa de 500 años de antigüedad hace pedazos la historia oficial de la raza humana

Si la sabiduría convencional sobre la historia de la raza humana es correcta, entonces la civilización humana no es lo suficientemente antigua, ni tampoco fue lo suficientemente avanzada, para dar cuenta de muchos de los misteriosos sitios arqueológicos y monolíticos de todo el mundo. Lugares como Gobekli Tepe en Turquía, las Pirámides de Bosnia, y el Calendario de Adán en Sudáfrica, plantean la misma pregunta: si la civilización humana no es supuestamente lo suficientemente antigua como para haber creado todos estos sitios, entonces, ¿quién, o qué, tenía la capacidad de crear tantas estructuras elaboradas en todo el mundo?

Está claro que la comprensión de nuestra propia historia esta incompleta, y hay un montón de evidencia creíble que apunta a la existencia de culturas inteligentes y civilizadas sobre la Tierra mucho antes que las primeras culturas humanas surgieran desde el Medio Oriente alrededor del año 4000 aC. El mapa del mundo de 1513 del almirante Piri Reis es parte de la historia más completa emergiendo de nuestra historia, una que desafía el pensamiento dominante en gran manera.

La elaboración de mapas es una tarea compleja y civilizada, que se cree ha surgido en torno al 1000 aC con las tabletas de arcilla babilónicas. La Antártida fue oficialmente visto por primera vez por una expedición rusa en 1820 y está totalmente cubierto de capas de hielo que se cree que se formó alrededor de hace 37 millones años. La Antártida, por lo tanto, no debe haber sido visto en ningún mapa anterior a 1820, y todos los mapas visuales de la Antártida debe contener las capas de hielo polares, que tienen supuestamente millones de años de antigüedad.

Izquierda: Ya que la Antártida no fue “descubierta” por la moderna civilización hasta 1820 no es de sorprender que este mapa del siglo 19 muestra un espacio vacío donde ahora sabemos donde la Antartida esta. Derecha: Antártida como aparece hoy en día

Un mapa del mundo hecho por el cartógrafo otomano y almirante militar, Piri Reis, arroja algunas dudas sobre lo que pensamos que sabemos sobre la civilización antigua.

Mapa de Piri Reis. Desde su descubrimiento, el mapa ha despertado tanto la intriga y la polémica, sobre todo debido a la presencia de lo que parece ser una representación de la Antártida 300 años antes de que se descubriera.

El mapa de Piri Reis, que se centra en el África occidental, la costa este de América del Sur, y la costa norte de la Antártida, cuenta con los detalles de una costa que muchos historiadores y geólogos creen que representa la tierra de la Reina Maud, es decir, la Antártida. Sorprendentemente, como se representa en este mapa, el gélido continente no fue cubierto por los casquetes polares, sino, más bien, con densa vegetación. ¿Cómo podría un mapa dibujado en 1513 presentar un continente que no fue descubierto hasta 1820? ¿Y si el continente de hecho había sido descubierto por una de las civilizaciones conocidas que han surgido después del año 4000 aC, por qué las capas de hielo no están en el mapa?

El mapa parece mostrar la masa de tierra antes de que fuera cubierto de hielo, hace más de 6000 años.

Las paradojas que presenta el mapa fue de poca importancia para el mundo hasta que Charles Hapgood, profesor de historia de New Hampshire, EE.UU., afirmo que la información en el mapa de Piri Reis apoya una visión diferente de la geología y la historia antigua. Hapgood cree que el mapa verifico su teoría geológica global, que explica como partes de la Antártida podría haber quedado libre de hielo hasta el año 4000 aC.

La presentación de Hapgood es tan convincente que incluso el famoso físico teórico y filósofo Albert Einstein escribió la siguiente línea en un libro que Hapgood escribió en 1953:

“Su idea es original, de gran simplicidad, y – si se sigue demostrando en sí – de gran importancia para todo lo que se relaciona con la historia de la superficie de la Tierra” — Albert Einstein

Sin lugar a dudas no es una broma, el mapa es certificablemente auténtico, pero la información en el mapa es de origen misterioso. El propio Piri Reis noto que el mapa fue dibujado con información procedente de otros mapas antiguos, cartas y registros, muchos de los cuales, Hapgood sugiere, puede haber sido copiado y transcrito en repetidas ocasiones desde antes de la destrucción de la Biblioteca de Alejandría en Egipto, el cual aniquilo la literatura de la antigüedad y el vasto conocimiento cultural.

Esta hipótesis abre la puerta a la posibilidad de que alguna civilización antigua olvidada tenía la capacidad de viajar a la Antártida, cartografíando la Tierra, con la tecnología para hacer mapas, en algún momento antes que las capas de hielo sean formadas. Una desviación importante de nuestra actual comprensión de nuestra historia.

La ausencia de las capas de hielo en el mapa de Piri Reis es peculiar, y en 1960 Hapgood trajo sus teorías sobre esto a la atención de la Fuerza Aérea de los Estados Unidos. Preguntó Hapgood, entre otras cosas, si la forma del continente, tal como apareció en el mapa de Piri Reis, era en absoluto similar a la forma del continente bajo el hielo, según lo revelado por las recientes pruebas de la Fuerza Aérea de los datos sísmicos en el continente . Su respuesta fue sorprendente:

“… El detalle geográfico que se muestra en la parte inferior del mapa concuerda muy notablemente con los resultados del perfil sísmico realizado a través de la parte superior de la capa de hielo por la expedición antártica de 1949 sueco-británica.

Esto indica la costa había sido mapeada antes de que fuera cubierto por la capa de hielo.

La capa de hielo en esta región tiene ahora alrededor de una milla de espesor.

No tenemos idea de cómo los datos en este mapa pueden ser reconciliado con el supuesto estado de los conocimientos geográficos en 1513.

Harold Z. Ohlmeyer
Teniente Coronel, USAF
Comandante ”

Graham HancockLas huellas de los dioses

Si la teoría de Hapgood tiene mérito, como incluso Einstein lo creía, entonces hubo un periodo de tiempo de alrededor del 6000 aC al 13000 aC cuando la Antártida se encontraba más cerca de la línea ecuatorial y era más tropical en su clima, al igual que partes de América del Sur. Esto fue causado por un cambio repentino de la totalidad de la litosfera de la Tierra, él teorizó, moviéndose simultáneamente todos los continentes en su posición actual, una visión muy diferente que la ampliamente aceptada explicación de la teoría de la tectónica de placas ofrece.

Si la Antártida había estado en realidad mucho más al norte y luego estando donde actualmente esta, y no estaba cubierto de hielo sólo en fecha tan reciente como 6000 aC, entonces, ¿quién estaba alrededor de ese entonces que podía haber mapeado eso, mucho antes de que las civilizaciones conocidas? ¿Y quién podría haberlo hecho mucho antes del advenimiento del cronómetro marino en el siglo 18, que finalmente resolvió el problema del seguimiento preciso de la longitud en alta mar?

Después del éxito de la teoría de la Antártida en el mapa de Piri Reis, el profesor Charles Hapgood decidió ir en busca de más pruebas que demostraran que, hace muchos años existió una civilización que cartografió la Antártida cuando esta se encontraba desprovista de hielo. Su primera confirmación llegaría con la forma del mapa de Oronteus Finaeus.

El mapa del mundo de Oronteus Finaeus de 1531, un mapa mostrado por el profesor Charles Hapgood habiendo sido copiado de mapas muy antiguos (similar al mapa de Piri Reis) ahora perdidos para nosotros. La Antartida (etiquetada como Terra Australis) aparece sobre el mapa en el correcto lugar y en general en la correcta forma pero mucho mas grande que hoy en día y muy parecido como lucia durante la ultima edad de hielo hace 1200 años, el mapa muestra a las costas de la Antártida con la forma que ésta tiene debajo de sus 1.6 kilómetros de hielo.

¿Había sido toda la Tierra mapeado por el año 4000 aC, como el análisis del mapa de Piri Reis y las teorías de Charles Hapgood sugieren? ¿Podría el mapa de Piri Reis haberse basado en los documentos de una civilización prehistórica aún por descubrir, que poseía la tecnología que les permitía viajar y trazar con precisión el mundo?

Sin importar el origen real de las fuentes, una cosa es cierta: este mapa abre el debate sobre la forma en que vemos nuestra propia historia y sí, en su caso, esas opiniones son exactas. Tal vez algún día se descubrirá la verdad.

Orígenes Misteriosas – Lo que no sabemos acerca de la aparición de los seres humanos

Los seres humanos somos una especie tan inteligente. Nuestras naves espaciales han aterrizado en la Luna y Marte. Hemos descubierto formas de vida diez kilometros bajo tierra y en las fumarolas de aguas profundas. Nuestros genetistas han secuenciado más de 200 genomas, mientras que nuestros astrónomos han descubierto planetas similares a la Tierra en el borde del espacio-tiempo. Hemos especulado sobre la extinción de los dinosaurios, y ahora los físicos del Gran Colisionador de Hadrones estamos cerca de desentrañar los secretos de la mecánica cuántica.

Y, sin embargo, cuando se trata de nosotros mismos, hay una gran cantidad que no entendemos. El cerebro, por ejemplo. ¿Y cómo nos convertimos en humanos.

El escritor científico Carl Zimmer, escribió en 2003 que “lo que no sabemos sobre nuestra evolución supera ampliamente lo que sabemos.”

Tres aspectos principales de la evolución humana siguen frustrando los científicos:

  • La transformación de los homínidos de África a los humanos modernos hace unos 46.000 años abrupta
  • Fisiología, ¿por qué, a pesar de compartir el 99 por ciento de nuestros genes codificadores de proteínas con los chimpancés, qué buscamos tan diferente?
  • Naturaleza-humana donde tenían todos los comportamientos únicos que nos distinguen de otros primates vienen?

Vamos a comenzar con el evento de especiación misteriosa que de pronto creó a los humanos modernos. “Pocos temas en paleoantropología”, profesor de la Universidad de Cambridge de Arqueología y Evolución Humana Paul Mellars observados en 2005, “se han generado más reciente debate de la naturaleza y causas de la notable transformación en los patrones de comportamiento humano que marcaron la transición de Oriente a la Alta Paleolítico en Europa “.

Paleolítico Medio Y SUPERIOR PALEOLÍTICO: Estos términos se refieren a diferentes etapas de la evolución humana. El Paleolítico Medio denota los seres humanos y los homínidos arcaicos, un período antes de arte, la cultura, el lenguaje simbólico, etc., en una palabra, el tiempo antes de que fuéramos “nosotros”. Paleolítico Superior se refiere a la nueva ‘inteligente’ homo sapiens una herramienta más sofisticada -con kit, el arte figurativo, el lenguaje y la creatividad simbólica.

A pesar de que los homínidos arcaicos, como Homo heidelbergensis tenían cerebros tan grandes como la nuestra hace 600.000 años, nunca producido arte, la cultura, el lenguaje complejo, el pensamiento simbólico o cualquiera de los otros indicadores tangibles de la capacidad humana. Este florecimiento de la humanidad moderna ha sido descrita como “la revolución humana”, el “amanecer de la cultura humana”, y la “explosión de la capacidad humana”, pero todavía no hay acuerdo sobre lo que precipitó o por qué.

Arte rupestre - Lascaux Francia

Excavado de una cueva Edad de Piedra Media en Sudáfrica, el 77 mil años de antigüedad bloque de ocre rojo (izquierda) ha sido descrito como la obra de arte más antiguo descubierto. Sin embargo, el verdadero arte de representación, como el magnífico caballo de la cueva de Lascaux en Francia (a la derecha), no aparecieron hasta hace unos 30.000 años.

Es un error común de que la revolución del Paleolítico Superior comenzó en África. Lo que la evidencia más reciente muestra es que unos primeros ejemplos aislados del comportamiento humano moderno aparecieron en África ya en 300.000 años AGO4 incluyendo lo que puede ser un ejemplo de 77.000 años de edad art5. Pero ninguna de estas floraciones aisladas de la cultura del Paleolítico Superior Inicial nunca ‘despegó’ a gran escala en todo el continente, y mucho menos en todo el mundo. Mientras que algunas tribus aisladas hicieron cuentas de concha, otros no lo hicieron. Mientras que la mayoría de ellos herramientas de crudo de moda, un número pequeño hizo otros más eficientes. Y unos pocos parecían tener ocre utilizado (presumiblemente para la decoración), mientras que otros no lo hicieron.

En noviembre de 2008, el geólogo Zenobia Jacobs, de la Universidad de Wollongong en Australia, informó en la revista Ciencia que dos de estas culturas del Paleolítico Superior Inicial florecieron por sólo unos pocos miles de años antes de desaparecer. Un grupo (la cultura Still Bay ) surgió hace alrededor de 72.000 años, pero desapareció alrededor de 1000 años más tarde. La segunda (la cultura de Poort Howieson ) surgió hace unos 65.000 años, pero sólo duró de 5000 años.

Jacobs señala que, “esta explosión de la innovación terminó hace unos 60.000 años, volviendo a otras 30.000 años de tecnología de la era de piedra relativamente crudo.”

Cuentas de Concha

Haciendo cuentas de concha como estos de la cueva Blombos en Sudáfrica generalmente se considera un signo de comportamiento moderno, pero las personas que las hicieron desaparecieron hace unos 60.000 años. Foto: Chris Henshilwood y Francesco d’Errico.

El hecho de que estas culturas del Paleolítico Superior africanos primeros fueron esporádicos y de corta vida fue una sorpresa para muchos antropólogos porque se suponía que la cultura del Paleolítico Superior se habría extendido como el fuego silvestre como resultado de un aumento de la caza y recolección rendimientos. Esto resultó no ser el caso. Los datos de ambos Oriente y del Paleolítico Superior revelan bastante convincentemente que no había realmente ninguna diferencia significativa en la caza de eficacia entre las dos épocas.

Esto puede parecer extraño, porque la cultura del Paleolítico Superior es ahora tan indispensable para nuestra vida moderna que no podemos imaginar la vida sin ella. Sin embargo, tenemos que recordar que los humanos arcaicos habían sobrevivido a más de seis millones de años (desde que diverge de la orden de los primates) 11 sin la cultura del Paleolítico Superior.

Eso no quiere decir que la transición al Paleolítico Superior no dio lugar a pequeños aumentos en la supervivencia y las tasas de reproducción. Pero mientras que la adquisición de algunos comportamientos del Paleolítico Superior en África puede haber sido ventajosa, o conveniente, o simplemente de placer y las herramientas que hacen más hermoso, como los 71.000 años de edad, puntas de lanza de Still Bay (izquierda) -ultimately estos comportamientos eran no tan crucial para la supervivencia que todo el mundo tenía que hacer la transición.

Todavía puntos Bay lanza

Todavía puntas de lanza de la Bahía (Wikipedia).

Como autoridad mundial en el Oriente a la transición del Paleolítico Superior Ofer Bar-Yosef, de la Universidad de Harvard, explica, las apariciones aisladas de la cultura africana del Paleolítico Superior “tenían en última instancia, ningún impacto en la tendencia general de la evolución humana”. En efecto, estas apariciones esporádicas de la cultura del Paleolítico Superior no se extendieron por toda África, ya que no eran esenciales para la supervivencia en esa región.

Entonces, ¿dónde comenzó la revolución del Paleolítico Superior real? ¿De dónde vino el grupo fundador primera emerge que se convertiría en la población mundial actual de los seres humanos? La evidencia arqueológica nos dice que nuestros fundadores provenían de un área en el oeste de Eurasia llama el Levante Mediterráneo ( ver mapa abajo ), que comprende el actual Israel, Líbano, Siria, Palestina, la península del Sinaí y Jordania. Fueron estos inmigrantes africanos, que ahora vive en el Levante, que hizo la transición a una cultura del Paleolítico Superior y fue esta cultura específica que luego se dispersa en todo el mundo.

Mapa del Levante

Mapa del Levante

Esta transición seminal ocurrió alrededor de hace 46.000 a 47.000 años. Fue entonces que una selección de los comportamientos del Paleolítico Superior de repente apareció en una población de personas que viven en el Paleolítico Medio Tachtit Boker, en el actual Israel. Dentro de unos pocos miles de años, esta nueva cultura del Paleolítico Superior vibrante se había extendido a Europa, África y Asia.

Esto coloca el Levante mediterráneo en el epicentro geográfico de la humanidad punto de partida para la colonización mundial de la humanidad del planeta.

La velocidad de la revolución del Paleolítico Superior en el Levante también era impresionante. Los antropólogos Ofer Bar-Yosef y Bernard Vandermeersch:

Hace entre 40.000 y 45.000 años la cultura material de Eurasia occidental cambiado más de lo que tenía durante los millones de años anteriores. Este florecimiento de la creatividad tecnológica y artística significa la aparición de la primera cultura que los observadores hoy reconocería como distintivamente humano, marcado como estaba por invención incesante y variedad. Durante ese breve período de 5.000 años más o menos, el kit de herramientas de piedra, sin cambios en su forma esencial para las edades, de repente comenzó a diferenciar salvajemente de siglo en siglo y de una región a otra … ¿Por qué sucedió y por qué sucedió cuando se constituía dos de los más grandes problemas pendientes en la paleoantropología.

Estos no son los únicos problemas pendientes. La metamorfosis de los homínidos primitivos abrupta en los humanos modernos que se produjeron en el Levante en particular es sorprendente teniendo en cuenta que sus antepasados ​​en esa región y en otros lugares habían sobrevivido a seis millones años sin el arte, la creatividad, la alta inteligencia, la civilización o la mayoría de los otros atributos del siglo 21 los seres humanos. Si hubieran sobrevivido sin el lenguaje para todo ese tiempo, ¿por qué de repente adquieren (como muchos investigadores ahora creen) hace sólo unos 50.000 a 100.000 años?

Luego están todas las preguntas periféricas. ¿Eran los neandertales y los primeros humanos de una especie? ¿Se socializan? ¿Ellos se cruzan? Estas cuestiones siguen siendo objeto de acalorados debates, mientras que la gran pregunta: ¿por qué hicieron los neandertales se extinguieron? -Genera Docenas de teorías, pero no hay consenso.

Este artículo es un extracto del capítulo “Orígenes Misteriosas ‘en el libro’ Ellos y nosotros: ¿Cómo Neanderthal depredación creó a los humanos modernos ‘ de Danny Vendramini y ha sido publicado con el permiso. Para leer más visita www.themandus.org .

Por Danny Vendramini

- See more at: http://www.ancient-origins.net/opinion/mysterious-origins-what-we-don-t-know-about-emergence-humans-002258#sthash.Knzguibx.dpuf

Annabelle: el espeluznante caso real de la muñeca diabólica en EE.UU

En 1970 una madre compró a su hija de 20 años una inocente muñeca de trapo que, con el correr de los días, pareció cobrar vida. Los hechos ocurrieron en EE.UU.

 

  • Annabelle en una película y en la vida real. (Foto: Medios)

 

Estados Unidos. Una de las presencias sobrenaturales más aterradoras que aparecen en la película de terror “El Conjuro”, la taquillera cinta del director James Wan basada en hechos reales ocurridos en la década del 70′ en la casa de la familia Perron en Rhode IslandEstados Unidos, es una muñeca diabólica llamada Annabelle. Su existencia fue totalmente verídica.

La historia de espanto de la muñeca Annabelle comenzó en 1970, cuando una madre compró en una tienda especializada una vieja muñeca de trapo, de la tradicional línea de productos infantiles conocidos como Raggedy Ann, para regalársela a su hija Donna, una joven de 20 años que estudiaba enfermería. Lo primero que hizo la muchacha, que compartía un apartamento con una amiga llamada Angie, fue poner a la muñeca en su cama.

Pero a los pocos días comenzaron a suceder cosas extrañas. La muñeca, que siempre era dejada por su dueña en el dormitorio o en un sillón en una posición horizontal y con las piernas cruzadas, comenzó a aparecer misteriosamente en otras partes de la casa.Aparecía en el comedor, en posición vertical o de pie, o bien arrodillada en la puerta de entrada, como si de repente hubiera comenzado a moverse por sí sola. Para empeorar la situación, las dos moradoras del apartamento comenzaron a encontrar mensajes escritos en un papel de pergamino, con una letra de niño pequeño, que decían: “Ayúdanos” y “Ayuda a Lou” (Lou era el nombre del novio de Donna).

El siguiente incidente también fue sorprendente. Las dos amigas encontraron a la muñeca con gotas de sangre en su pecho y sus manos, por lo que decidieron buscar la ayuda de una médium para que hiciera una sesión de espiritismo en el mismo apartamento. De ese modo supieron que el presunto espíritu que animaba a la muñeca correspondía al de una niña de siete años llamada Annabelle Higgins, quien había muerto trágicamente hace muchos años en el mismo lugar donde vivían.

El espíritu, además, le comunicó a la médium otra cosa inquietante. Dijo que se sentía en paz viviendo con Angie y Donna, por lo que quería seguir viviendo en la casa bajo la forma de la muñeca. Las dos chicas, compadecidas por la historia de la niña muerta, respondieron afirmativamente. Ignoraban que el supuesto espíritu de Annabelle escondía en verdad a una presencia ominosa.

La muñeca diabólica

Lou, el novio de Donna, fue el primero en sufrir las consecuencias. El joven no sólo había querido deshacerse de la muñeca desde la primera vez que la tuvo en sus manos, sino que también comenzó a sufrir recurrentes pesadillas con el juguete. Una noche, tras despertar de un mal sueño, miró al pie de su cama y vio, estupefacto, la aterradora figura de la muñeca de trapo. El juguete trepó en cuestión de segundos a su cama e intentó estrangularlo, aunque sólo consiguió desmayarlo.

Tras recuperar la conciencia, Lou se dirigió de inmediato a la casa de su novia decidido a destruir a la muñeca. Pero, tras llegar y saludar a Donna, escucharon ruidos procedentes del dormitorio de la chica, como si varias personas estuvieran hablando allí. Al entrar no vieron a nadie, sólo a Annabelle sentada en una esquina. En ese preciso momento Lou se tocó el pecho transido de dolor. Cuando se abrió la camisa, que sorprendentemente estaba empapada en sangre, descubrió que tenía siete marcas de garras distintas, tres verticales y cuatro horizontales, que le desgarraban la piel como si fueran quemaduras.

Convencidos definitivamente que el espíritu que animaba a la muñeca era hostil y maligno, Donna y sus amigos se pusieron en contacto con algunas autoridades eclesiásticas, quienes los pusieron en contacto con Ed y Lorraine Warren. Esta pareja de investigadores paranormales llegó de inmediato a la conclusión más obvia: El espíritu que se encontraba unido a la muñeca no era el de una inocente niña, sino que una presencia diabólica no humana que deseaba poseer el alma de Donna.

Los Warren, para mantener a salvo a los tres jóvenes, decidieron llevarse a Annabelle a su casa y lo consiguieron a duras penas. En el viaje el motor, la dirección y los frenos del auto comenzaron a fallar y los desperfectos sólo cesaron cuando Ed Warren roció a la muñeca de trapo con agua bendita. Ya en el domicilio de los investigadores, la muñeca siguió dando problemas. Levitó al menos un par de veces y comenzó a aparecer en las distintas habitaciones de la casa, incluido en el mismo asiento de Ed Warren.

Los Warren, convencidos que la muñeca estaba embrujada por una entidad demoníaca, contactaron al sacerdote Jason Bradford para que hiciera un exorcismo. Pero éste, al ver a Annabelle, sólo exclamó: “Es sólo una muñeca de trapo. No puede hacer daño a nadie”. Increíblemente, cuando el religioso se retiró de la casa de los Warren, su auto sufrió un desperfecto en los frenos y terminó fuera de la carretera. El cura sobrevivió.

Encerrada en una urna de cristal

Los Warren, que en 1952 habían fundado la Sociedad de Investigación Psíquica de Nueva Inglaterra, finalmente, hicieron construir una urna de cristal y encerraron allí a Annabelle. La muñeca llamada Annabelle nunca más volvió a moverse.

http://cppcaba.blogspot.com.es/2014/10/annabelle-conoce-aqui-el-espeluznante.html

Ex-satanista habla de sacrificios de niños en México por Halloween, otra prueba

Una colaboración de Maria Mar

safe_image.php

Hace varios años, un periódico nacional publicó el testimonio de una mujer que confesó haber formado parte de una secta satánica y donde advertía a los mexicanos sobre los peligros de permitir a sus hijos el celebrar el “Halloween” o la “Noche de Brujas”.

El diario “El Norte” reprodujo en 1992 las declaraciones de Cristina Kneer de Vidal, quien fue esoterista, satanista y espiritista de origen estadounidense y que vive en Hermosillo (Sonora), quien reveló que cada 31 de octubre decenas de jóvenes y niños son sacrificados en todo México por grupos satánicos.

Kneer reveló además que en ese entonces en el país habría unos mil 500 “adoradores de Satán” quienes se distribuían principalmente en ciudades como Guadalajara, Monterrey y México.

Según Cristina Kneer, ‘miles de personas han adoptado sin saberlo una costumbre satánica y con ello están propiciando el crecimiento del satanismo en México, sobre todo en las grandes urbes’.

Su experiencia

El diario El Norte difundió que la mujer pasó mucho tiempo cerca del satanismo, conoció la maldad y la perversión de muchos satanistas con los que convivió. ‘Son temas poco conocidos, practiqué la meditación y aunque ahora me arrepiento, llegué a abominar a Dios’, indica.

Según Kneer, el satanismo existe en todo el mundo y su práctica es tan antigua como la adoración a Jehová. Señaló que muchas personas ambiciosas firman un “pacto con el diablo” y a cambio de riqueza y poder, ofrecen su “alma”.

“Pagan un precio terrible, nunca más llegan a tener paz y son brutalmente castigados aún después de su muerte”, afirmó y añadió que reconocer a un satanista es muy difícil, pero a veces se trata de políticos, artistas, funcionarios o comerciantes que gozan de mucho prestigio, aunque “eso no quiere decir que todos los políticos sean satánicos”, aclaró Kneer.

Misas negras

La mujer también sostuvo que en fechas como “Halloween”, los satanistas ofrecen “Misas Negras”. ‘Las misas se ofician en el campo o en edificios cerrados fuertemente vigilados y se inician con la invocación de Satán que muchas veces no se presenta porque, a diferencia de Dios, no puede estar en todas partes’, explica.

Agregó que “a mitad de la misa son sacrificados animales como gatos, perros y cuando la misa es muy importante, como la de Halloween, se realizan sacrificios humanos”. ‘Se eligen preferentemente niños porque son los que aún no han pecado y son los preferidos de Dios y antes de ser sacrificados son violados para despojarlos de su pureza’, reveló.

Las fiestas satánicas, siempre según la mujer, se celebran en ocho distintas fechas, aunque la más importante es la fiesta de Samhain o Halloween del 31 de octubre en que se celebra el año nuevo satánico. ‘Es como si se celebrara el cumpleaños del Diablo’, explica.

A las víctimas, asegura, se les sacrifica extrayéndoles el corazón que es comido entre los presentes, luego el cuerpo es cremado y echado al mar. ‘Para los satanistas es muy fácil deshacerse de los cadáveres porque (los celebrantes) son personas muy importantes’, asegura.

Actualmente, Kneer y otras mujeres que han participado en cultos satánicos tienen un grupo denominado SAL que pretende enviar a los satanistas un mensaje de esperanza y la petición de que no hagan más daño. ‘Cualquier satanista que lea esta información y que quiera rechazar o abandonar el satanismo puede hacerlo con ayuda de Dios, como ya lo hemos logrado nosotras’, señala.

http://laopcion.com.mx/noticia/64005

domi TERNURA ESPIRITUAL Miguel Grinberg

He llegado a comprender lo que motivaba a los grandes místicos del pasado y a tantos otros, era algo así como una parte de la gran visión que procede de más allá de la personalidad. Cada uno de nosotros, de una u otra forma, se está sintiendo arrastrado por esa misma visión superior. Se trata de algo más que una visión. Es una potencialidad emergente. Se trata del siguiente eslabón en la cadena de nuestro proceso evolutivo. La humanidad, la especie humana, se halla ahora deseosa de tocar esa fuerza, de eliminar todo aquello que interfiere para llegar a un contacto total. Gran parte de la dificultad para conseguirlo reside en el hecho de que aún no ha nacido el vocabulario con el que podamos referirnos a esta potencialidad, que no es otra cosa que la potencia eterna
Gary Zukav
Vamos recorriendo la vida como peregrinos por tierras desconocidas. Medimos algunas de esas trayectorias con un símbolo llamado “años”, y a medida que éstos pasan también disminuyen los seres de referencia. Los primordiales, nuestros padres, un día parten así como se fueron nuestros abuelos. Hacia atrás se empequeñece la familia, que de alguna manera – aunque no siempre– fructifica hacia delante en hijos y nietos, que por supuesto acuden a nosotros por un asunto u otro. Un día, surge cualquier motivo crítico y miramos a nuestras espaldas, allí donde antes había auxilio o reposo, y descubrimos que no queda nadie. Salvo recuerdos, fotografías. Es una extraña forma de “soledad” que nos induce a encontrar nuevos sentidos en los rostros y las cosas. Es el tiempo desnudo, el existir inmanente, lo implícito en algún ser antiguo, presente o futuro, lo unido de manera inseparable a su esencia. Sin pesos ni medidas. Por eso dijo Chuang Tse: “Ante una mente tranquila, todo el universo se rinde”.
Aquí estamos a medio camino entre el infinito y la eternidad, puro latido de nuestro ángel secreto, disponibilidad de plena entrega a la chispa divina que lo impregna todo en el universo. Sucede constantemente, lo sepamos o no. Y no habrá paz en la Tierra mientras no haya paz en el seno de las almas. Cada uno de nosotros es un potencial artesano o “artífice” de esa consumación. Cada uno de nosotros puede ser un “pontífice” entre el microcosmos y el macrocosmos. Por consiguiente, la Creación universal no tiene dueños, solo admite celebrantes.
Para saber lo que es el lenguaje, es imprescindible, ante todo, hablar. Para saber lo que es la visión, es fundamental, sobre todo, ver. Para saber lo que es el espíritu, es elemental soltar todos los lastres. Para saber lo que es la ternura, es inevitable entregarse a ella: no apenas como un ejercicio carnal, sino como una ceremonia cósmica.
Sabios de todas las épocas y de múltiples culturas han sostenido de modo unánime que los seres humanos no somos criaturas físicas que ocasionalmente atraviesan experiencias espirituales, sino entidades espirituales con atributos para desplegarse en el mundo físico. En la confusión de estos parámetros residen los desaciertos de nuestras experiencias terrestres dominadas por la conquista de poder, gloria o dinero, por la búsqueda de un hipotético regreso al Edén bíblico, por alguna realización “suprema” en algún lugar de los cielos después de esta vida, o por el ansia de mejor suerte en alguna futura encarnación. Casi todo en retrospectiva o perspectiva, raras veces en el presente absoluto. Pero en verdad, el cielo está en el aquí y ahora, en las hebras de cada instante.
Uno de los grandes dramas de la humanidad durante los últimos tres siglos de positivismo y materialismo –a la par del “instinto de conquista”– fue causado por un divorcio entre la ciencia y la religión, entre el saber “empírico” y el saber “metafísico”, entre el conocer y el ser. Fue tanto la tendencia al monopolio de los frutos del reino material cuantificable (medible y pesable) en nombre de leyes demostrables en un laboratorio, como la reclusión en el intento de monopolizar los “dones del mundo de Dios” en nombre de credos y doctrinas distanciadas de la esencia del milagro inabarcable (o Divinidad, con todo tipo de nomenclaturas conexas). La gran “noticia” de esta primera década del siglo XXI es la progresiva confluencia de muchos científicos y religiosos en una comprobación imponderable: todo consiste en expresiones diversas de una única energía suprema. Así como en el inicio de todas las cosas (materiales o inmateriales) no había átomos, moléculas u organismos, sino un puro plasma de electrones, llegó ahora el momento único anunciado por el psico explorador Terence Mc Kenna: Nuestro privilegio y nuestro destino consiste en que somos la generación final de gente con un pie en el reino material del primate apaleado y otro pie en la ladera que aproxima a lo que hemos llamado Deidad”.
La clave reveladora consiste en asumir que cuando alzamos la mirada hacia las galaxias, solamente estamos observando un mundo que existió hace millones de años y que la luz–generosamente– conservó para que podamos desentrañar el génesis de las constelaciones actuales en la intimidad de nuestras células y en la comunión con todo lo que existe.
En gran medida, nuestra cultura deriva materialmente de la tradición grecorromana. Recordemos que oikos es un término griego que significa “hogar” o “morada” y que es la raíz de los términos Ecología y Economía, el estudio y la administración de nuestro hábitat. Pero que hasta aquí han sido ciencias materialistas ajustadas solamente a la identificación de lo sólido, desechando lo inmaterial, lo inefable. Aunque paulatinamente va enhebrándose (gracias a la tarea infatigable de hombres y mujeres esclarecidos) con otras denominaciones del mismo idioma: holos (que significa “entero” y orienta la ciencia Holista o “integradora”) y nous (que se refiere a la mente o Razón divina y propone a la Noética como ciencia del espíritu o la conciencia). Asimismo, oikos es la raíz del concepto Ecumenismo (universal) en torno al cual se está construyendo paso a paso el diálogo entre las religiones existentes.
En el esfuerzo por desentrañar los significados supremos de nuestra condición humana, algunos filósofos griegos clásicos nos remitían al reino de Eidos, que otros pensadores occidentales asumieron ulteriormente como el de los Arquetipos. El sustantivo griego eidos indicaría la naturaleza constitutiva de algo, su especie o esencia, e inclusive la idea trascendente que expresa.
Comparativamente se afirma que, con una perspectiva por completo racionalista, en la tradición indoeuropea prevaleció la forma del conocimiento y del saber mediante el órgano de la vista o de la visión interna: la “idea” fue así sinónimo de “visión”. Para el poeta Homero, eidos era “aquello que se ve” o la “apariencia”, específicamente del cuerpo, pero en los tiempos de Heródoto ello fue ampliado y abstraído en el sentido de “propiedad característica”. Ramón Marques afirma que los poetas que vivencian con fuerza las emociones tienen una sensibilidad especial para los arquetipos, o sea para hacer contacto con el reino de Eidos: “La poesía siempre ha sido la voluntad de llegar no se sabe dónde, el impulso a unas metas desconocidas, con frecuencia lejanas y misteriosas, quizá en este nuevo milenio que comienza ya no corresponde ya nos corresponde que seamos más conscientes de saber a qué objetivos apuntamos”.
Es posible sostener que la meditación o la contemplación forman parte de un mismo proceso: “se trata de la conexión con lo que entiendo como el Arquetipo Número Uno, la conexión con el Amor y la Inteligencia del Cosmos.
¿De qué otra fuente mana la iluminación de los místicos? Es sorprendente que algunos pretendan ver ateísmo en la doctrina de Buda, el gran maestro de la iluminación”.
Vivimos entonces en un momento singular de la existencia humana en el planeta Tierra. Ello se advierte en la búsqueda espiritual que singulariza a muchas personas, con tonos de religiosidad en algunos casos. En la antigua Roma, Cicerón sostenía que en latín el término religiosus significaba meramente “escrupulosidad” opuesto a negligens, raíz etimológica de lo que denominamos “negligente”. Se trataba de algo más vinculado a la ética elemental que los credos y las instituciones dogmáticas emanadas de nuestras fuentes morales históricas, las judeocristianas.
Si bien el fenómeno que durante el siglo XX se denominó Nueva Era o “New Age” fue distorsionado por mercantilismos esotéricos, ocultismos mal asumidos y espejismos de omnipotencia, los denominados Nuevos Movimientos Religiosos de hoy (algunos con raíces muy antiguas), indican un obvio y sincero afán expansivo, de trascendencia, superación y fraternidad. La “eco-ternura espiritual” inherente propone fusionar la visión del “entorno” y el “interno” del individuo, en pos de realizaciones comunitarias transformadoras.: una genuina celebración de la vida intensa. Hasta no hace mucho, esas perspectivas estuvieron divorciadas. O se luchaba exclusivamente por preservar el medio ambiente (un camino externo) o se cortaban los nexos con el mundo y se cultivaba solamente el sendero introspectivo. Ambos rumbos están confluyendo y fecundándose entre sí.
Un ser humano carente de espíritu es como un navegante sin brújula. A medida que avance este siglo, más y más personas advertirán que sin vivencias espirituales, la vida es algo incompleto. Pondrán a un lado su “máscara” y revelarán su espléndido rostro original. Muchos ya se dieron cuenta de ello y buscan, independiente de cualquier dogma autoritario, un camino para recuperar tal espléndida latitud. Es esa trascendencia la que nos hace diferentes de la piedra, el vegetal o el animal, que por su parte juegan un papel crucial en los rituales dinámicos de la existencia.
Durante muchísimos años se asumió a la cultura y a la religión como sinónimo de erudición, autoridad, complejidad intelectual o dominio enciclopédico o doctrinario. El hombre y la mujer contemporáneos dieron prioridad al raciocinio (o al cuerpo personal) según su idiosincrasia, pero pasaron por alto algo fundamental. Lo “espiritual” es para el alma y la imaginación lo mismo que el sol para el suelo y los vegetales. Nutre, vivifica, inspira, exalta…sustenta y expande sin fronteras el hecho espléndido de haber nacido.
Es preciso asumir que todas las formas existentes del discernimiento, la cultura (que etimológicamente significa “cultivo”) y la espiritualidad (que equivale a la “esencia” de todo lo que existe) son parte de una ecuaci´n indisoluble, independientemente de que el individuo o no a una religión instituida. Por eso puede advertirse con regocijo que sin cesar se expande la tendencia de prestar atención a temas y enseñanzas sutiles antes inadvertidas o intencionadamente soslayadas.
Somos criaturas evolutivas por naturaleza. Y cada cual tiene fluidamente disponibles al frente, en su corazón, en los demás y en el universo –siempreinfinitas ceremonias de descubrimiento.
El fenomenólogo Edmundo Husserl manifestó drásticamente “Yo no soy un ser viviente, ni siquiera un hombre o una consciencia, con todos los caracteres que la zoología, la anatomía social o la psicología inductiva perciben en estos productos de la naturaleza o de la historia: yo soy la fuente absoluta, mi existencia no procede de mis antecedentes, de mi medio físico y social, es ella la que va hacia estos y los sostiene”.
Por eso, toda obra de contenido espiritual (libro, música, danza, pintura, escultura, teatro, cine, meditación, devoción, solidaridad comunitaria y…ternura) es un pasaporte, una llave misteriosa, un acta fundacional, un emblema que al desplegarse en nuestro ser nos ilumina. Para que seamos mejores y evolucionemos artesanalmente. Y para que encontremos nuestro lugar entre todo lo creado y ante el Creador, si lo admitimos como tal. Como co-creadores del mundo venidero o como seres de integración lúcida en el aquí y ahora eterno e infinito.

El eidos, como significado trascendental, remite a las características propias, universales, permanentes y abstractas de los elementos universales percibidos o intuidos y nos permite que podamos identificarlas. La reducción o transcripción eidética que experimentan los místicos y los poetas, es el paso de lo explícito a lo implícito o esencial. Sucede espontáneamente con los ojos cerrados, sin que la voluntad participe directamente.
Toda descripción eidética surge de los rasgos esenciales de lo que se describe, no de su interpretación ideológica o científica. Es en gran medida intuitiva, inapelable. No se trata de lo que frecuentemente se denomina “poseer un sexto sentido”, sino de tener “todos los sentidos abiertos”, abrir todas las puertas de la percepción. Derivado del latín intuitus (imagen, mirada), “intuición” es el término con el que habitualmente se designa la percepción directa e inmediata de un objeto y de sus vínculos –o de una situación trascendental– por parte del individuo que la encarna. En dicha percepción no puede haber ningún elemento intermedio, como podría ser el conocimiento discursivo o el razonamiento, en el cual la intuición no podría alojarse. Abundan las interpretaciones al respecto, según tal experiencia podría ser por unlado sensorial y por otro intelectual. Esto ha sido motivo de álgidos debates desde la filosofía antigua y medieval hasta la moderna, ante el desafío de tratar de conocer lo que está más allá de una experiencia imposible de ser relatada. Henri Bergson, por su parte, la definió como una forma de conocimiento inmediato y desprendido del ejercicio racional, y finalmente Husserlsostuvo que la intuicióneidéticapermite el conocimiento de las esencias de situaciones específicas.
Aporta también Marques: “Entiendo que el gran descubrimiento de este milenio va a ser precisamente el Vacío, que ya pongo con mayúscula, un Vacío que es la base y la esencia de cuanto existe. Ahora se está intentando develar el enigma de la materia oscura. Resulta que, al observar los movimientos de las galaxias, los cálculos no salen y se llega a la conclusión de que existe en el Universo más del 90 por cien de materia que no se ve, la enigmática materia oscura. Quizá tirando de este hilo se llegue a descubrir un Vacío muy lleno”.
Por lo tanto, la ternura espiritual, intuitiva, ecológica y cósmica, es el arte de la consciencia infinita y de la resonancia eterna. Para la cual hemos nacido y estamos vivos, con el mandato de proteger y multiplicar la vida en todas sus formas. En la profundidad de cada latido, que es el umbral del esplendor al que se refirieron todos los profetas.
Una vez que entramos en contacto con los ritmos fundamentales de nuestra vida física, emocional y espiritual, vamos expandiendo paulatinamente nuestra capacidad de percepción y de expresión. El drama de gran parte de la humanidad consiste en millones de seres que no logran realizar los dones únicos con los que llegaron a nacer en este planeta. Meditar, intuir, imaginar e inspirarse son travesías elementales a partir de las cuales descubrimos el significado de los “actos sagrados”. Allí Peter Gabriel, basado en las arquetípicas aventuras africanas de Carl G. Jung, canta. “El ritmo me envuelve, el ritmo toma el control, el ritmo me invade, el ritmo posee mi alma”. Un murmullo distante se convierte en un coro íntimo, y una sinfonía universal se extiende por nuestras células como la luz de un sol que nunca vimos antes.

: http://meditacionesenelmarrojo.blogspot.com/2013/03/ternura-espiritual-miguel-grinberg.html#ixzz3HWiIr9fE

Visiones de seres queridos fallecidos

En este artículo vamos hablar de un fenómeno que va más allá de la intuición o de las corazonadas. Las personas han informado de que han visto a sus familiares justo antes de estar muy grave a casi morir. Estas personas no conocían de antemano acerca de la muerte de sus seres queridos.

A continuación se muestra una selección de casos recogidos por el Dr. Bruce Greyson de la Universidad de Virginia en su informe de 2010 “Visiones de los muertos, sin saber acerca de su muerte”, que fue publicado por la Asociación Americana de Antropología.

El Dr. Grayson dice: “Estos casos son la evidencia más convincente de que la conciencia sobrevive a la muerte.”

Niño con fiebre ve a su hermana y a sus parientes muertos.

Un niño de nueve años de edad llamado Eddie Kumo sufrió de fiebre durante casi dos días. Se despertó a las 3:00 de la mañana, cuando la temperatura bajó, al despertar el le dijo a sus padres y al doctor K. Dale, he vistó a los miembros de la familia muertos, incluyendo a mi  abuelo. El niño también vio a su hermana de 19 años de edad, Teresa, que estaba en la universidad.

El padre de Eddie habló con ella hace unos días, y ella estaba bien, por lo cual sorprendieron que hubiera mensioado a Teresa. Pero al final del día, la familia se enteró de que Teresa murió en un accidente automovilístico en la medianoche – un par de horas antes de que Eddie se durmiera por la fuerte biebre que tenía.

Este caso fue escrito por el médico KM Dale y se menciona en el libro “Los Niños del Mundo: la sorprendente verdad acerca de las experiencias cercanas a la muerte de los niños” escrito en 1995 por Brad y Sherry Hansen Staydzherov.

Una mujer en un accidente de coche vio a su padre, que murió una hora antes

Una mujer indígena tuvo un accidente de coche y se estaba muriendo. Ella le dijo a un extraño que se detuvo a ayudarla: “Si alguna vez pasas cerca de la reserva indígena, por favor, dile a mi madre que yo estoy bien. No sólo bien, estoy muy feliz porque yo ya estoy con mi papá. “El extraño encontró a su madre y le transmitió el mensaje. Resulta que el padre de la mujer había muerto inesperadamente de un infarto una hora antes del accidente de coche.

Este relato fue relacionado por el psiquiatra Elisabeth Kübler-Ross en su libro escrito en 1983 “Por la Niñez y de la muerte.”
Una mujer tuvo una visión de su hijo antes de morir.

En el siglo 19 en Inglaterra, la señora Hicks estaba en su lecho de muerte. Su hijo, Eddie, vivia en Australia estaba sano y bien en lo que todo el mundo en Inglaterra sabía. La señora Hicks dijo: “Pobre Eddie; oh, él está muy enfermo;  ha tenido una caída. “Ella continuó hablando de” pobre Eddie “hasta que murió más tarde ese día. Como se descubrió más tarde, Eddie había enfermado y el había caído de su caballo, el murio en el mismo día en que su madre tuvo la visión.

Esta Historia fue relatada en las “Actas de la Sociedad para la Investigación Psíquica” en 1899.

Un niño vio al amor de su madre en la escuela.

Un niño de 7 años de edad, estaba muriendo de leucemia cuando le dijo a su madre que había estado en el cielo. En el cielo, dijo el muchacho, que un hombre se le había presentado como su antiguo novio que estaba paralizado en un accidente de coche. La madre estaba segura de que nunca había dicho a su hijo acerca de este antiguo novio. Más tarde la madre se enteró de que su antiguo novio había muerto el mismo día en que su hijo tuvo la visión.

Este relato fue relacionado por el pediatra Melvin Morse en su libro de 1990 “Más cerca de la Luz: Aprendiendo de las Experiencias Cercanas a la Muerte de Niños”, co-escrito con Paul Perry.

‘Oh, Will, ¿estás ahí?’

Una anciana se estaba muriendo en los Estados Unidos, rodeada de sus nietos. Justo antes de morir, ella dijo, “Oh, Will, ¿estás ahí?” La única persona nombrada en el testamento de la familia era un tío abuelo en Inglaterra. Su familia más tarde se enteró de que Will había muerto dos días antes de que la anciana muriera.

Este relato fue relatado por el Dr. Ian Stevenson en su libro de 1959 “Los hechos incómodos acerca de la percepción extrasensorial.”

Extranotix.

Fuente:theepochtimes

domi TEORÍA DEL CISNE NEGRO

Surgido históricamente de la frase “rara avis in terris nigroque simillima cygno” (un ave rara en la tierra, y muy parecida a un cisne negro), la Teoría del Cisne Negrode Nassim Nicholas Taleb es un libro de 2007 que habla sobre la importancia para la historia de la humanidad que tienen los eventos sin dirección e inesperados, normalmente ignorados por sus bajas probabilidades de darse, extremos y azarosos. Son cisnes negros que aparecen luego de ver millones de cisnes blancos, son eventos históricos, artísticos, científicos que se dan sin que los esperemos y nos cambian para siempre. Internet, Hitler, guerras relámpago, el 9/11, obras artísticas, el Gangnam Style…
La experiencia en el mundo se ha mediatizado a tal grado que sentimos en carne propia las consecuencias de sucesos que nos son ajenos geográfica y culturalmente. La experiencia humana siempre ha estado ligada por nuestra pertenencia final a la especie, pero la ligazón actual sobrepasa los límites de la empatía biológica y así como se aprovechan los beneficios, también se sufren sus desventajas cuando un suceso presuntamente inesperado irrumpe en la cotidianidad humana y cambia para siempre nuestra perspectiva sobre las cosas o nuestros entendimiento sobre sus posibilidades de acontecer. En la historia moderna, los descubrimientos científicos, Hiroshima, el Holocausto y el nazismo, la hipercomunicación con el móvil e internet, los atentados y el surgimiento del terrorismo, entre otros tantos sucesos más que fueron observados y vividos con estupefacción, dejando huellas imborrables en la vida humana. Con ellos, según el autor de la teoría, estábamos frente a Cisnes Negros.
Un cisne negro, entre tantos cisnes blancos, algún impacto generará.
Nassim Nicholas Taleb, es el autor a cargo de la teoría del Cisne Negro, que ridiculiza la idea de predecir el futuro basándose en el argumento de la cantidad de cisnes negros que se pueden ver en relación a la cantidad de cisnes blancos. En su libro (“The Black Swan”, 2007, Penguin) sostiene que el mundo está dominado por el impacto de eventos raros, imprevistos, azarosos, altamente improbables y sin embargo con un grado de influencia inmensa para el desenvolvimiento de la humanidad. Según esta teoría, la vida es el efecto acumulativo de un puñado de shocks, de eventos inesperados, de la importancia de las bajas probabilidades de las cosas que se desarrollan sin que las podamos predecir con facilidad.
Nassim Nicholas Taleb, es el autor a cargo de la teoría del Cisne Negro. Bestseller internacional.
Si bien el fin de la teoría no es hacer frente a estos eventos ni predecirlos, Taleb expone una serie de puntos para identificarlos. Estos son la cualidad de sorpresivo del evento para el observador, su gran impacto (tanto cuando se refiere a la humanidad o a una empresa), su posibilidad de ser racionalizado en retrospectiva luego de sucedido dando cuenta de sus posibilidades de aparecer y sus indicios que no se tuvieron en cuenta. En el libro, Taleb tiene un enfoque epistemológico que invita al razonamiento contra fáctico al evaluar el riesgo, mejorando la apreciación de las bajas expectativas que tiene un suceso. Como explica el mismo autor,“Me detengo y resumo el triplete: rareza, impacto extremo y retrospectiva (aunque no prospectiva) previsibilidad. Una pequeña cantidad de Cisnes Negros explica casi todo en nuestro mundo, desde el éxito de las ideas y las religiones, a la dinámica de los acontecimientos históricos, hasta los elementos de nuestra vida personal.”
Algunas teorías de administración de empresas y economías utilizan la Teoría del Cisne Negro.
Los puntos principales de la teoría del Cisne Negro intentan explicar tres asuntos en particular, pero que responden a una cosmovisión de los habitantes del mundo. El primer punto refiere al desproporcionado rol que tienen algunos hechos que son extraños al común desenvolvimiento de la vida social. Estos se pueden dar en cualquier ámbito, sea en la política, la economía, la ciencia, la naturaleza. Son eventos que rompen expectativas. La teoría también explica la no computabilidad de la probabilidad de los eventos raros consecuenciales porque son, justamente, demasiado pequeños como para que sucedan. El descarte de los números pequeños es lo que hace al impacto eventual cuando suceden. Por último, el Cisne Negro refiere a los sesgos psicológicos que nos hacen ignorantes del rol que tienen los eventos extraños al desenvolvimiento de los asuntos históricos. La importancia de la teoría está en que Nassim Nicholas Taleb indica que los estos hechos considerados como atípicos y extremos juegan roles que son colectivamente más grandes que los eventos regulares.
El amor ideal, explicado por la teoría del Cisne Negro.

 

Una invitación a la discusión

 

A nivel personal, como teoría epistemológica, la teoría del Cisne Negro todavía se debe unos cuantos debates en relación al tratamiento de tópicos que no pueden ser contrarrestados en el tiempo-espacio y por no cerrar con algún método específico de constatación de pequeñas improbabilidades, además de tomar en cuenta información sesgada y en retrospectiva, lo que es campo fértil para la especulación sobre las causas de un suceso particular.
En cuanto a la idea de imprevisibilidad del humano, lo que para este redactor importa no es la forma en la que se da el suceso o sus características, sino las condiciones que dan sus posibilidades. Vivimos un mundo de posibilidades dadas por razones físicas, psicológicas, sociológicas, políticas, económicas, etc., dentro de las cuales están las posibilidades de un suceso para desenvolverse de varias formas.El nazismo fue un cisne negro según el autor, pero cualquiera pudo haber leído el Mein Kampf en 1926 y adivinar sus posibilidades de darse. El impacto que tuvo está fuera de discusión, pero eso es una lectura en perspectiva que no anula la posibilidad de un acercamiento en prospectiva que hubiera alertado sobre la potencialidad de un Holocausto así como hoy se estudian los objetivos de atentados en potencia.
Como dice Michael Lee sobre la Teoría, “La ciencia está en un mayor control del futuro del que Taleb da crédito. […] La naturaleza subjetiva de la ideología del Cisne Negro sale en la muy personal, parcial y retórica forma de escritura del libro, que abunda en opiniones pero no en hechos.” En esta primer lectura, el redactor entiende que la reflexión que hace la teoría del Cisne negro podría llegar a ser superficial, pues se enfoca en el impacto que genera un evento y en sus características particulares. El atentado a las torres gemelas fue único por sus singularidades en tanto a modus operandi, cantidad de víctimas, locación geográfica y más, pero en última instancia fue un atentado, que tiene una explicación política y sociológica que excede a este artículo. Tal vez es una cuestión de semántica, pero cuando se desarrolla una teoría y se quiere que trascienda como algo más que una filosofía pop, hay ciertos lineamientos a seguir. ¿Tú qué opinas?

http://libroabiertorudyspillman.blogspot.com/2013/05/teoria-del-cisne-negro.html#ixzz3HWjWXlFZ